Tras Asesinato De Natali Reviven Posible Red De Prostitución De “Enamorándonos”

Presuntamente equipo de producción de “Enamorándonos” proporciona datos de las chicas del programa a personas externas a TV Azteca, para que les ofrezcan trabajo como “acompañantes”.

STAFF/@michangoonga

Luego de que Nataly Michel Rodríguez Romero, participante del programa “Enamorándonos “, fue encontrada sin vida en su casa, volvió a cobrar fuerza el rumor de la existencia de una supuesta red de prostitución en la que están involucradas la “amorosas”.

Presuntamente equipo de producción de “Enamorándonos” proporciona datos de las chicas del programa a personas externas a TV Azteca, para que les ofrezcan trabajo como “acompañantes”.

“Creemos que se trata de personas externas que tienen conexión con gente del programa, porque obtienen las bases de datos de las concursantes y las llaman para hacerles la propuesta; aunque claro, no buscan a cualquiera o a todas las amorosas, confesó una fuente a TV Notas.

Aunque no todas las “amorosas” son invitadas, “sólo a las chicas que ven que cumplen con cierto perfil físico les llaman”, reveló.

Las jóvenes deben tener entre 18 y 23 años, y “buscan a las más guapas y de buen cuerpo; pero también, como investigan sus vidas, eligen a las que ven más vulnerables, que tienen problemas familiares o viven solas y tienen una necesidad económica, o que no tienen la protección de sus padres; que sean solteras, tanto mexicanas como extranjeras”.

De acuerdo con la fuente, las “preferidas” son las chicas venezolanas, “pues son muy atractivas para los clientes”.

Por los servicios como “acompañantes”, la “amorosas” cobran entre mil 500 y 10 mil pesos, pero los que manejan el negocio, reciben el 30 por ciento de la ganancia.

“La más baja, según esto, empieza en mil 500 pesos por una hora, 6 mil pesos por cinco horas, y les dan 4 mil; y hasta 10 mil pesos por toda la noche, y ellas reciben 7 mil. Los que manejan esto se quedan con el 30 por ciento y les dicen que dependiendo del cliente les pueden sacar más dinero», así lo confesó la fuente a la revista.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar