Los medios hoy… HABLEMOS BIEN DE MICHOACÁN (o Silvano se queda mudo)

Una frase que se le atribuye a George Orwell es aquella que dice que “periodismo es publicar lo que alguien no quiere que publiques… todo lo demás son relaciones públicas”. 

By: Camila Cienfuegos (más linda que una flor)

Una frase que se le atribuye a George Orwell es aquella que dice que “periodismo es publicar lo que alguien no quiere que publiques… todo lo demás son relaciones públicas”. 

Aunque también se ha confirmado que tiempo atrás, se han acuñado leyendas similares, como la de L.E. Edwardson (1918): “cualquier cosa que un patrón quiera ver publicada es publicidad; cualquier cosa que no quiera ver en el periódico es noticia”.

Y así, a lo largo de los años, otros periodistas y editores reiteraron que la diferencia entre noticia y publicidad es que la noticia es lo que alguien no quiere que se publique, en tanto que la publicidad es una información a contentillo de quien la solicita.

Pero el gobernador michoacano, Silvano Aureoles, parece no entender la diferencia entre el material noticioso y las inserciones pagadas a manera de publicidad. Quizá piensa que la propaganda es un barril sin fondo, que los millones de dinero público que desembolsa de los contribuyentes michoacanos no logran contrarrestar la mala imagen que su administración ha generado en lo local y a nivel nacional; quizá piensa que los medios a los que les da dinero no están siendo leales y le pasa lo que le sucedía al expresidente López Portillo, que cansado de repartir talegas de dinero a medios opositores que de todos modos lo criticaban, decidió cerrar la llave de los recursos soltando una frase harto conocida: “no pago para que me peguen”. Otra hipótesis es que sus áreas de comunicación social son torpes y tontas, y además no cuentan con una estrategia, ni mucho menos con una política de comunicación social y nomás trabajan sobre la marcha… o tal vez es todo lo anterior.

Sea como sea o “haiga sido como haiga sido”, el gobernador Aureoles advirtió públicamente en un acto llevado a cabo en Pátzcuaro que se pondría en una especie de huela de silencio, con cero entrevistas si los periodistas no se ponían a hablar bien de Michoacán, y pus para evitar que se quede mudo… hablemos pues bien de Michoacán (y con lenguaje inclusivo):

Palomas y palomos mensajeras y mensajeros deténganse en su vuelo

si van al paraíso y paraísa, sobre él y ella volando están

Dios y diosa hace mucho tiempo

que lo quitó del cielo

y por cambiarle el nombre le puso Michoacán (¡Aaaaaaay Michoacán!)

Se trajo a las estrellas y estrellos, más raras y raros, lejanas y lejanos

 las y los convirtió en mujeres y hombres

bonitas y bonitos de verdaaaaaad

por eso son tan chulas y tan chulos

las lindas y los lindos michoacanas y michoacanos

que cuando dan amores los y las dan con dignidad

Aaaaaaaaaaaaaaaay, pero que lindo y linda

que lindo y linda es Michoacán

tú sí tienes de qué presumir

tus lagos y lagas azules tus llanos y llanas dorados y doradas

de esa tierra linda y lindooooooooo, 

donde yo nací.

 

Más y mejor no se puede hablar de Michoacán, chingao,

¡Excelente viernes ronero para todooooooooos!

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
error: Este contenido es de Changoonga.com todos los derechos reservados 2019
Cerrar