Diario De Un Foráneo – Manual Para Sobrevivir A Tus Exámenes Finales

A todos aquellos soldados que están a punto de cerrar el año más jodido que probablemente tendrá nuestra generación con broche de oro exámenes finales

By: Mariano Bolaños Montañez

Por si el 2020 no nos hubiera dado ya suficientes dolores de cabeza, la mayor parte de la comunidad estudiantil está a punto de enfrentar este reto que año con año, semestre con semestre, ciclo con ciclo, llega a llenar de obscuridad los salones de clases (hoy aulas virtuales).

Estamos hablando de nada más y nada menos que de los exámenes finales; y es que si bien, apenas estamos por terminar el mes de noviembre, ya hay algunos compañeros iluminados por Dios, seleccionados de la vida, que culminaron su semestre y tienen vacaciones hasta allá por febrero.

Pero también existen otros simples mortales que recién comenzarán sus evaluaciones de fin de semestre en próximos días y/o semanas; así que como buenos hermanos estudihambres que somos, me siento en la obligada necesidad de prepararte lo mejor posible para que física y mentalmente no sufras un colapso a la mera hora de tus pruebas finales.

Es importante de una vez dejar en claro que cada carrera, sus respectivos exámenes y sus métodos de evaluación, tiene su grado de complejidad; aquí no cabe denigrar a nadie ni decir que una carrera es más ‘difícil’, ‘buena’ o ‘provechosa’ que otra… Cada una en su área tiene su importancia y su grado de dificultad.

Dejando una vez en claro esto, necesitas ser consciente de algo… Y ojo, que debes tomar lo que te voy a decir con responsabilidad y no escudarte en eso para flojearle, estancarte o conformarte con lo que Diosito quiera: en la mayoría de las ocasiones, el resultado de tus pruebas no va a definir tu calidad como profesionista.

Si bien hay que ser lo más dedicados posibles y esforzarse por siempre aprender y llevarte lo más que puedas, no vale la pena mortificarte si en algún momento tu calificación no es lo que esperabas.

Por el contrario, en lugar de deprimirte y/o conformarte con el resultado, puedes usar esa calificación por debajo de tus expectativas como un motivante para que la siguiente ocasión te vaya mejor.

Y si en tu caso no estudiaste, pero lograste una calificación mejor a la que esperabas, imagina cómo será el día en que te apliques y pongas todo el empeño en lograr dar lo mejor posible de ti… Ánimo que sí se puede.

Generalmente, los profesores suelen calendarizar con anticipación y previo aviso los exámenes que aplicarán, así que debes estar muy pendiente y preparado para que no se te pase ninguna fecha y estés lo más preparado posible.

Días antes a presentar tus pruebas, trata de hacer un repaso general de lo que viste en el semestre (o en todo caso, a los temas que seleccionó tu profesor[a] para el examen); te sugiero organizar un concentrado de los temas más importantes, con conceptos clave y ejemplos detallados que te puedan servir.

Estudiar en grupo será cuestión de ti, pues hay quienes se organizan mejor compartiendo información con otras personas, mientras para otros no hay poder humano que los haga concentrarse si hay otro ser vivo en la misma habitación… Sólo ten en cuenta que si te vas a juntar con otros compañeros, es para ese fin, no para sacar la peda-cera creizi.

El descanso es algo necesario e importante para que el mero día estés al 100, y las neuronas no se te anden durmiendo; procura comer bien y previo a presentar tu examen, comer chocolate, nueces, almendras, cacahuates u otros snacks ligeros pero energéticos.

El café lo dejo a tu consideración, a tu servilleta sí le sirve, pero hay gente que se pone acelerada como señora secuestrando los centros de mesa en las bodas y XV años.

Asegúrate de tener todo lo necesario para presentar tu prueba: trabajos que hayan pedido como ‘derecho a examen’, calculadora, lápices y lapiceros, corrector y borrador, material de laboratorio… En fin, cada uno sabe qué necesitará (o al menos espero que lo sepan, criaturas del señor).

Adaptándonos a estos momentos digitales, si vas a presentar algún tipo de exposición o prueba en línea, te sugiero que te asegures de tener una buena conexión a internet y tener de respaldo datos en tu celular por si el mundo conspira en tu contra y el módem llega a fallar en esos momentos.

Trata de enfocarte lo mayor posible en tu prueba, la concentración es la mitad del éxito en esos momentos… El mundo ya no existe, sólo son tú y esas hojas de papel que hay frente a ti.

No me queda más que, como siempre, desearte todo el éxito del mundo. Espero que la suerte esté de tu lado, y no olvides seguirte cuidando, que pasar el exámen con 10 pero enfermarte de Covid-19 no estaría nada padre.

Nos leemos en la siguiente, amig@s… Ciao.

Comments

comments

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
x