Destapan Nueva Forma De Dopaje En Juegos Paralímpicos: Lesiones Autoinflingidas

STAFF/@michangoonga

rio-2016-paralimpicos-2-1024x683

Los Juegos Paralímpicos, al igual que los Olímpicos, no están al margen de prácticas de dopaje o doping: electroshocks, heridas sangrientas, bloqueo de la sonda urinaria para relajar la vejiga, botas muy apretadas en los miembros inferiores, torsión o aplastamiento de los testículos o fractura del dedo gordo del pie son parte del catálogo de lesiones que buscan estimular la presión sanguínea para aumentar el rendimiento.

Esta práctica se llama “boosting” y es usadas regularmente por atletas con lesiones de médula espinal, y provocan la pérdida de sensaciones de sus miembros inferiores, donde suelen lastimarse.

Tanto la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) como el Comité Paralímpico Internacional (CPI), realizaron una investigación con datos de 2008 y 2009, que “pese a ser conscientes de los riesgos para su salud, el 16.7 por ciento de los participantes en el estudio admitieron haber recurrido al ‘boosting’ para mejorar su rendimiento durante el entrenamiento o la competición”.

El “boosting” puede provocar problemas como hiperreflexia autónoma, padecimiento que provoca un brusco aumento de la presión arterial que puede desencadenar un paro cerebral o cardíaco, además de que es “método es excesivamente peligroso puesto que no es controlable”, advirtió el doctor Jean-Claude Druvert, jefe médico de la delegación francesa en Rio 2016.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
error: Este contenido es de Changoonga.com todos los derechos reservados 2019
Cerrar