De esto, aquello y algo más

Por Viridiana López

Es periodista y ha trabajado en diversos medios escritos y electrónicos desde 1999.  Es especialista en Derecho de la  Información. Realiza investigación en  temas de Libertad de expresión y otros derechos de la personalidad en el ámbito de las TICs.
Es periodista y ha trabajado en diversos medios escritos y electrónicos desde 1999.
Es especialista en Derecho de la Información. Realiza investigación en temas de Libertad de expresión y otros derechos de la personalidad en el ámbito de las TICs.

Con los resultados del proceso interno del PAN para la elección del presidente nacional, los panistas en Michoacán están obligados a limar asperezas y superar las fricciones internas, particularmente aquellas que se hayan generado entre la senadora Luisa María Calderón Hinojosa y el ex senador, Marko Cortés Méndez.

Pensar que con la reelección de Gustavo Madero está asegurada la candidatura de Cortés al gobierno de Michoacán, es arriesgado porque él no podría por sí mismo garantizar el triunfo panista en el estado. Y es que el ejercicio del domingo 18 de mayo sirvió para medir el músculo de las fuerzas internas, al puro estilo PRD.

Evidentemente Salvador Vega Casillas no es tan fuerte como en tiempos anteriores. En Michoacán no logró arrasar con su candidato Gustavo Madero, pero evidenció que Luisa María Calderón ha logrado en pocos años hacer una gran roncha política. El número de votos del proceso fueron 3 mil 12 votos para Gustavo Madero y 3 mil 90 para Ernesto Cordero.

Como la política también es aritmética, los números simplemente nos hablan de la fuerte división de Acción Nacional, pero también nos dan una luz de lo que serían los próximos pasos. Por un lado la continuidad del Pacto por México, y por otro que Cortés no es un candidato viable para consolidar la unidad del PAN de cara a los comicios de 2015.

Y continuando con el tema político-electoral, en septiembre se espera el banderazo de salida “no oficial” del proceso electoral en Michoacán. Para entonces las autoridades electorales definirán si los actuales consejeros del Instituto Electoral de Michoacán (IEM) se quedan o se van.

La apuesta del Instituto Nacional Electoral (INE) apunta a dejar que continúen, aunque el cargo del actual presidente, Ramón Hernández Reyes no está asegurado y en los pasillos del órgano electoral se habla de un relevo.  De los cinco consejeros, Ramón Hernández Reyes, Rodolfo Farías Rodríguez, Humberto Urquiza Martínez, María de Lourdes Becerra Pérez y José Antonio Rodríguez Corona, dependerá el éxito de las elecciones de 2015, tomando en consideración que excepto Urquiza Martínez, ya organizaron el proceso de 2011 y de los candidatos electos van cinco detenidos por presuntos nexos con el crimen organizado.

Facebook.com/ColumnaChangoonga

Changoonga.com no necesariamente adopta como suyos los choros, chorizos, morongas  y chistorras publicados en ella y deja en sus respectivos padres (autores) la responsabilidad de todas las barrabasadas y debrayes que aquí plasman, producto de las ardillas hiperactivas que habitan en sus macetas. Si te gusta, ¡dale like/ rt  y comparte!

Comments

comments

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
x