COLUMNEROSTinta y Rebeldía

Tinta y rebeldía: PAN y Circo

Escribe: Ar Mendoza

Pan y circo al pueblo decían los romanos con el firme propósito de mantener controlada y enajenada a una sociedad sojuzgada. Esta frase tiene más de 2 mil años, sin embargo, aún sigue vigente hoy en día. Tanto es así, que gobiernos, autoridades y medios de comunicación siguen empleándola para distraer de situaciones que verdaderamente afectan a la colectividad.

En Michoacán las elecciones concluyeron el año pasado, pero pareciera que la carrera por el Senado de la República, las diputaciones y las alcaldías que abrirán paso para la gubernatura en el 2027, comenzaron desde hace tiempo.

Muchos dirán que este “escribidor” está exagerando, pero los que hoy ostentan el poder parecen intentar sobresalir más por eventos y conciertos que por verdaderamente dar resultados… es aquí donde se ejemplifica y cobra vigencia el “pan y circo”.

El gobierno de Morelia, encabezado por Alfonso Martínez Alcázar, no quiso dejarse impresionar por el “Festival Michoacán de Origen”, y el edil capitalino anunció al “Bronco” y a la DJ “Mariana Bo” como parte de las festividades del 481 aniversario de la capital michoacana.

Pero no todo son risas y festejos, puesto que se estima que “Bronco” cobró aproximadamente 1.2 millones de pesos en una ciudad que además de estar endeudada, arrastra problemas de inseguridad, desempleo, falta de agua, baches, semáforos inservibles y obras viales inconclusas.

No obstante, previo al concierto de “Bronco”, con fuertes operativos de seguridad asesinaron a un conocido empresario de espectáculos justo en el centro capitalino. Con una Policía de Morelia a la cual Martínez Alcázar le invirtió 37 millones de pesos y nomás no da resultados, a pesar de su campaña publicitaria para enaltecerla.

Pero todo eso se olvida cuando al ritmo de Sergio el bailador, Con zapatos de tacón y Libros tontos pretende el gobierno capitalino ocultar las carencias de la capital michoacana.
“Pan y circo” no sólo distrae a la sociedad, también ayuda a los funcionarios a subir sus números en las encuestas y a seguir escalando dentro de nuevos cargos en futuras elecciones.

Así pues, seguramente los gobiernos en turno continuarán apostándole a eventos culturales, artísticos y deportivos para mantener cautiva a una sociedad que se quedó dormida desde hace más de 2 mil años.

Botón volver arriba