HARDNEWSMICHOACÁN

#Apatzingán Centro Penitenciario Logra Certificación De La ACA

Cumple con la totalidad de las vertientes en estándares de calidad, profesionalización y buenas prácticas. Recibirá certificación de ACA en agosto

STAFF/@michangoonga

El Centro Penitenciario de Apatzingán se convirtió en la primera penitenciaría estatal en cumplir con la totalidad de los estándares establecidos por la Asociación de Correccionales Americanas (ACA), informó el coordinador del Sistema Penitenciario del Estado de Michoacán, Javier Ayala Rodríguez.

Tras varios años de preparación, este miércoles concluyó la auditoria de ACA, encabezada por Williams Powers y Silvia Preuss, quienes certificaron que el centro penitenciario de Apatzingán presenta un cumplimiento total de estándares de calidad de la asociación.

“Esta certificación es la culminación de un proceso en el que buscamos preponderar ante todo la reinserción social al avalar las buenas prácticas mediante una capacitación y profesionalización de primer nivel para el personal y autoridades penitenciarias, así como el mejoramiento de la infraestructura y los procesos que se llevan a cabo que permitan una plena integración a la sociedad de las personas privadas de la libertad al término de su sentencia”, manifestó el coordinador.

La certificación oficial será entregada al Sistema Penitenciario de Michoacán en la próxima Reunión Nacional de la Asociación de Correccionales de América, a celebrarse en Nashville, Tennessee del 12 al 16 de agosto.

Ayala Rodríguez, advirtió que la certificación de ACA representa  un objetivo cumplido que será referente para la acreditación de otros centros penitenciarios estatales en los próximos meses, como es el caso del de Tacámbaro, que también se encuentra en condiciones óptimas para su auditoría.

A decir de la directora del Centro Penitenciario de Apatzingán, Alejandra Medina Arreola, la certificación es un reconocimiento al trabajo que realiza el Sistema Penitenciario desde la inauguración del centro en abril de 2018, cuyos estándares y procesos lograron mantenerse a pesar de los desafíos que implicó la contingencia sanitaria por la propagación del Covid-19, al suspenderse las visitas familiares e implementar protocolos de higiene con los que se logró evitar contagios al interior de la penitenciaria.

Medina Arreola, explicó que se evaluaron siete vertientes que en su totalidad, se traducen en mayor seguridad y mejores condiciones para la reinserción de las personas privadas de la libertad que alberga, “además de que al cumplirlos, nos garantiza la cohesión y no conflicto con los derechos humanos”.

Las siete vertientes son: seguridad e instalaciones dignas, tanto para personal como para población penitenciaria; protección y buen manejo de armamento, control de llaves y establecimiento de perímetros adecuados; orden en el establecimiento y ejecución de procedimientos internos, así como atención médica y alimentación adecuada.

Asimismo, se evaluó  la programación y actividades ocupacionales; acceso a la justicia y apego a derechos humanos y por último,  la administración y gestión, control de confianza, capacitación, procedimientos, presupuesto y accesibilidad para personas con discapacidad.

Actualmente, en México hay 98 centros penitenciarios certificados por ACA, siendo este procedimiento uno de los proyectos más emblemáticos de la colaboración bilateral con Estados Unidos a través de la Sección de Asuntos Antinarcóticos (INL por sus siglas en ingles) y Aplicación de la Ley, para el fortalecimiento del sistema penitenciario mexicano.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba